martes, 23 de abril de 2013

Entrada Nº 999

"Al recuerdo le gusta jugar al escondite como los niños. Se oculta. Tiende a adornar y embellecer, a menudo sin necesidad. Contradice a la memoria, que se muestra demasiado meticulosa y, pendencieramente, quiere tener razón."




Dedicada por supuesto a la lectura, ya que me parece importante -como dijera Borges- que se me reconozca por lo leído mas no por lo escrito. Y es que a las personas que leen se les reconoce desde lejos, es como si su estatura se elevara unos centímetros sobre el suelo. Acabo de leer "Pelando la Cebolla" de Günter Grass, una autobiografía magníficamente narrada. Nos muestra la vida como una cebolla, en la que los recuerdos al ser removidos capa por capa, van dejando al descubierto la esencia de una vida vivida con gran intensidad. Increible la sinceridad y la frescura de las imágenes, escenas y vivencias descritas como si hubieran sucedido hace muy poco tiempo.



Un maravilloso homenaje a los recuerdos y una invitación a la vida, ya que al ir quitando las capas de la cebolla, se descubre la esencia más íntima del ser humano, que -seguramente- permanece escondida tras miles de capas que buscan por todos los medios dizfrazar la verdad. Si la memoria nos traiciona, los recuerdos permanecen fieles, como los olores de la cocina de la abuela o esas anécdotas que nos marcaron en nuestra vida.

Otro buen día para leer...

 

6 comentarios:

Juan José Rubio Silvestre dijo...

¡Feliz día del libro!
Y a por la 1000

Un abrazo.

Jessica dijo...

Feliz día del libro y feliz entrada 999.

Un saludo!

emejota dijo...

Estupendo, bien cierto, me acercaré al libro que recomiendas.
Enhorabuena por esa cifra. Esa fue mi meta durante tres años, luego ya me relajé. Bss.

Mar dijo...

Muy buena la viñeta y bueno el pensamiento "a las personas que leen,se les nota..." no en lo físico pero si en la fluidez que tienen a la hora de desenvolverse

Saludos!

María Asturias dijo...

Genial :) feliz día del libro y enhorabiena por la entrada #999, saludos

Emilio Manuel dijo...

Hay cebollas que están huecas, les quitas las primeras capas y están podridas, no hay que fiarse de lo exterior, el ser humano es complejo y hay que verlo desde distintos campos.

Este libro me lo apunto.

Saludos

Seguidores

Han actualizado recientemente

Select language

>