jueves, 8 de marzo de 2012

Día de no celebración

Madres, abuelas, hermanas, esposas, amigas, novias, vecinas, conocidas, mujeres anónimas, mujeres que no han triunfado, que no salen en la tele ni en las portadas de las revistas de modas, mujeres condenadas al segundo lugar en sus casas, o quizás al tercero o cuarto. Mujeres sin ayuda, sin subvención, sin apoyo, mujeres olvidadas por las sociedades machistas, mujeres que pueden ser monjas de clausura, obreras de la fe, pero nunca sacerdotizas u obispos, mujeres cubiertas por un velo y con la cabeza agachada, mujeres que no pueden gozar de una plenitud sexual porque la oblación, la religión, o el marido maltratador se lo impiden; mujeres indocumentadas, sin derecho al voto, sin derecho a la expresión, acalladas, enmudecidas por la sociedad.

Por doquier se habla de modernismo, pero la mujer sigue estando atrás, se avanza lentamente, con desgano, como si tuvieramos la certeza de que al llevar ellas la batuta, las cosas podrían marchar mejor, pero nos interesa que todo esté patas arriba. Si en este mundo no se acaban las injusticias, si el sufrimiento es el pan de cada día, es en gran medida porque no les hemos dejado a ellas alcanzar la equidad. El más grande momento para la humanidad será cuando entendamos que gracias a ellas hemos podido imaginar la felicidad, y que les debemos una infinita disculpa y un infinito reconocimiento, cuando entendamos que todos los días deben ser ocho de marzo, y que no es necesario un día en particular del calendario para reconocer que lo hemos hecho mal durante generaciones.



10 comentarios:

Emilio Manuel dijo...

Tu reflexión final es la que yo defiendo, no así la de la imagen que has utilizado, al menos, con este día, a los hombres que tan solo somos el 48% de la humanidad, se nos debe de caer la cara de vergüenza.

Saludos

Carlos Galeon dijo...

Completamente de acuerdo, pero no olvidemos que el trabajo de conseguir la igualdad les corresponde a ellas, con nuestra total aquiescencia, pero sólo hecho por ellas y convenciendo a todas ellas, no a nosotros. No intervengamos o caeremos en el paternalismo.
Un abrazo.

RGAlmazán dijo...

De acuerdo en que todos los días son el día de la mujer a la que debemos tanto, y sin embargo siguen discriminada.

Salud y República

emejota dijo...

Me gusta la mujer que llevas "dentro", su hombre externo la sabe defender muy bien. Bs.

emejota dijo...

Te mando mi "otra" dirección. He intentado plasmar lo mismo con imágenes.
Ah otra cosita, estoy totalmente de acuerdo con Carlos. Nunca necesité de paternalismos para hacer lo que me dio la real gana... aunque fuera a largo plazo. Bs.

Felipe dijo...

Nada que celebrar y sí mucho que luchar

Un abrazo

Ciberculturalia dijo...

Hoy no es un día de celebración. Lo es de reivindicación. Es la lucha por la igualdad de la que aún estamos muy lejos y más aún con la crisis actual. Es un día para concienciar a los políticos. Es un día de lucha.
Un beso

Jo dijo...

por fin¡¡¡¡

aun no se si seguimos siendo ilusas pensando que ya logramos mucho. Tristemente me sigo topando con argumentos actitudes y topes... que no deberian existir en pleno siglo XXI

una parte creo que es responsabilidad nuestra
habemos mujeres muy misoginas y educando a puros machos...

contradictorio.

A veces hombres como tu son mas sensibles
paradoja...


besos dean¡

por finnnnn
blogger me dejo comentar

Jo dijo...

por fin¡¡¡¡

aun no se si seguimos siendo ilusas pensando que ya logramos mucho. Tristemente me sigo topando con argumentos actitudes y topes... que no deberian existir en pleno siglo XXI

una parte creo que es responsabilidad nuestra
habemos mujeres muy misoginas y educando a puros machos...

contradictorio.

A veces hombres como tu son mas sensibles
paradoja...


besos dean¡

por finnnnn
blogger me dejo comentar

Pilar dijo...

Día de recordar lo que falta, de no olvidar lo logrado y el coste de lo alcanzado, día de estar alerta y de celebrar hombres que escriben entradas como esta.

Felicidades

Seguidores

Han actualizado recientemente

Select language

>