viernes, 19 de agosto de 2011

Mucho ruido y pocas nueces

foie

Al invitado lo han llevado a un restaurante de esos modernos -con todo su séquito por supuesto- y tanto les ha gustado que han decidido modernizar la iglesia. Ya era hora, aunque desde hace tiempo han podido suprimir los confesionarios y hacerlo vía on-line; esta costosa visita hubiera sido reemplazada por una videoconferencia; los bautizos, bodas y comuniones a través de su propia red social en la que pueden participar todos sus amiguetes y sobre todo dejar libres las calles y las plazas que siempre han sido de los librepensadores y no de las mentes alienadas y retrógradas, ya que éstas últimas están más seguras en sus palacios y templos de reunión. 

De todas formas me queda la gran inquietud del por qué de este tipo de actividades supuestamente dirigidas a la juventud, en un país donde sólo el 10% de los jóvenes se declara practicante y casi el 50% se desvinculan por completo de religiones. Los jóvenes tienen muy claro que las instituciones religiosas son las menos democráticas y las más machistas; que junto con la clase política son las más desprestigiadas ya que se ocupan de cuestiones que nada tienen que ver con el mundo real y que la religión debería ser un asunto privado sin apenas incidencia en otros aspectos de la vida como la política, la familia, la educación o la sexualidad. Veo en los medios mucha bulla, mucha algarabía, pero estoy seguro de que en la vida real no hay ninguna coherencia con lo que allí se predica.

5 comentarios:

RGAlmazán dijo...

Absoluta incoherencia, amigo. Son muchos --menos de los que dicen--, hacen ruido, pero esto pasará y quedará la esencia: Seminarios y templos vacíos, más ceremonias civiles y un olvido de una semana incómoda, dogmática y llena de promesas vanas.

Salud y República

Cheli dijo...

Obviamente no hay ninguna coherencia, y los medios de comunicacion ya dan asco, es impresionante la manera como nos subestiman.
Y ni quiero pensar en el dinero gastado en todo ese paripe, con la cantidad de gente sin trabajo, y tantas otras necesidades que se podian atender, una burrada.

Un beso.

Logio dijo...

Los medios de comuicación, a mi humilde entender, necesitan noticias para nutrirse y si no las hay convierten a la pequeña en portada, si hubiera una final del campeonato del mundo de futbol ya podía venir el Papa o quien quisiera.

Juan Navarro dijo...

Pues yo creo que todo es profundamente coherente. Cuando un mundo se agota, no hay como llenar todo de fiesta y boato para aparentar presencia y persistencia del poder. Cuando uno está en la ruina, no hay como deslumbrar. Sucedió en la Francia de Luis XVI, por ejemplo. Y otra razón: quizá le traten de preparar las elecciones a Rajoy.

belijerez dijo...

El poder (económico, polítco y social)siempre aliado contra los más debiles.
La justicia del dios de Jesús es ponerte de parte de los empobrecidos, no se cuál será la de Mahoma, o de otros "enviados de dios" pero si cualquier ser humano se dejara llevar por la compasión, y el amor, no haría falta tanto lider religioso y tanto boato.

Un saludo.

Seguidores

Han actualizado recientemente

Select language

>