sábado, 28 de noviembre de 2009

¿Muerte del mundo rural?


El campo español se está despoblando a una enorme velocidad. Algunas localidades tienen la densidad de población más baja de Europa. Este desierto humano produce cambios drásticos en un paisaje intervenido por el hombre durante milenios. Los prados se pierden, el matorral avanza y los campos abandonados no llegan a un estado ideal de naturaleza, sino a una fase caótica con una pérdida de biodiversidad importante. La ausencia de servicios, la baja calidad de vida y la falta de mujeres son las principales causas del despoblamiento rural.

Los hombres de ciudad somos incapaces de gestionar el campo heredado. Hay mucho monte poco rentable (setas, leñas y poco más) junto con mucha tierra marginal que ya fue destruida por el arado.  Abundan las montañas en España y en ellas falta el joven  entrenado, sostenido por la experiencia del viejo y bien asesorado. Conviene tener un paisaje vivo y bello, mantenido por unas comunidades humanas arraigadas solidariamente al solar de sus antepasados.

Vamos hacia una sociedad de individualidades insolidarias, incultas pero muy instruidas y preparadas de una manera casi imparable para que consuman lo que nos sirvan unas empresas que ya dominan el mercado. La crisis actual puede lograr que despertemos a tiempo y nos unamos al mundo rural.

13 comentarios:

MA dijo...

Hola amigo Dean me gusto tu post , es muy interesante todo lo que escribes en el sobre el mundo rural estoy de acuerdo con lo que cuentas de toda esta realidad , puede que la crisis nos ayude a revalorizar , el campo rural de nuevo, y volvamos a vivir de el como antiguamente, el hombre y la naturaleza y a si vuelva el equilibrio de Nuevo y crear prosperidad .


Un abrazo de MA .

Logio dijo...

Yo soy un claro ejemplo de lo que dices, si tuviera que decir donde se encuentran todos los pequeños rincones (ahora monte) que fueron de mis abuelos, incluso de mis padres, sería incapaz de hacerlo, así que no te digo nada de gestionarlos.

Cosechadel66.es dijo...

Esperemos que esa moda que parece haber entre la gente se transforme en un movimiento importante. Aunque lo dudo...

Es una pena que haya tantos pueblos abandonados.

Carpe Diem

Javier dijo...

pues esto de la migración y alejamiento del campo es un gran problema en algunos países...

Senovilla dijo...

Recuerda aquellas malas negociaciones en la Unión Europea por gente incapacitada e incapaz de defender los intereses de España.

Un país que por clima y situación estratégica pasará a la historia por haber tenido la mejor fruta y ahora los mejores desiertos.

Un abrazo.

RGAlmazán dijo...

Tremendo el drama rural. Esta sociedad se está comiendo el campo y la gente que lo trabaja cada vez es más pobre y tiene que emigrar. Ayer veía con estupor que en Granada habían llenado una playa de toneladas de peninos, porque los agricultores no los querían vender a la miseria que se los compran: ocho céntimos kilos, mucho menos que el precio de coste.

No sé cómo, pero debería arreglarse, es una pena no poder vivir del trabajo del campo, de ahí la emigración a la ciudad.

Salud y República

Lakacerola dijo...

Triste pero real como la vida misma, y el caso es que ahora con la crisis se podía potenciar este sector, pero claro eso es economía planificada y no vale en una sociedad de libre mercado como la nuestra, ¡de pena!

Juanjo dijo...

Es una pena que tantos pueblos se estén quedando vacíos...

Saludos.

Ciberculturalia dijo...

Espero que la crisis puidera cambiar la tendencia y volver a poner en valor "el mundo rural". Para eso se necesita ayudas que refuerzen la agricultura y los paisanos puedan vivir de ella.
No se si soy en esto muy optimista.
Un beso

Felipe dijo...

Es un hecho que viene de lejos y que se debería intentar que estos distintos lugares no quedasen en el olvido.
La migración es lo que tiene

Un saludo

Menda. dijo...

Justo decía en otro blog, que mi abuelo suele decir que volveremos a nuestras raíces, a cultivar el campo y vivir con menos. Ojalá.

Anabel Botella dijo...

Es una pena que muchos pueblos se despueblen, que sólo queden los más viejos y sus calles vacías de las risas de los niños. Pero yo me pregunto quién querría ir a repoblarlos. Yo al menos, aunque me gusta mucho el campo, tengo una vida hecha en la ciudad. No sé, en esta cuestión siempre me he sentido en deuda con el campo, pero reconozco que soy urbanita... además, tengo unas cuantas alergias a ciertos animales y plantas... así que es un poco complicado.

Un besito ;)

Arwen dijo...

El problema del mundo rural viene en que entre el agicultor inicial y el consumidor final existe un intermediario que le carga al producto un 500% del valor y el campo deja de ser rentable....y por ello se está dejando perder...

Un abrazo Dean.

Seguidores

Han actualizado recientemente

Select language

>